PRATEEK VATASH: COLOR COLOR COLOR

Podría repetir la palabra “color” durante un mes y me quedaría corta; Prateek Vatash lo sabe. Este diseñador gráfico afincado en Bangalore (India) controla tonos, texturas, sombras y juegos de luz como nadie. No se atreve solo a combinar colores que, a priori, todos sabemos que van bien, sino que en un ejercicio de experimentación con volúmenes y paletas, hace que hasta el rosa con naranja queden como un atardecer lisérgico y no como un helado mal elegido. También es muy reseñable su participación en 36 Days Of Type. Cuánto talento hay por ahí y qué bien está eso.

PRATEEK VATASH-lamondamagazine-4

PRATEEK VATASH-lamondamagazine-3

PRATEEK VATASH-lamondamagazine-2

PRATEEK VATASH-lamondamagazine-1

JONATHAN CALUGI: SENCILLO, QUE NO SIMPLE

Hay algo en la sencillez que atrapa y molesta de la misma forma, como pasa con Jonathan Calugi. Atrapa, porque, claro, va sobrado de calidad estética, calidez humana y un intrincado equilibrio de líneas y formas. Molesta porque es inevitable sentir un pequeño pinchazo de “cómo no hice yo esto antes”, de “a mí se me podría haber ocurrido”. Y sí. Pero no. El mérito es de Calugi, sencillo, pero para nada simple.

92d15529160263.55e5855483b64

4148d924585605.56336b74c43bb

jon_colugi_02

jon_colugi_03

GLENN JONES: Y MÁS ALLÁ

A veces da la sensación de que son las connotaciones, y no los significados de las palabras, las que de verdad forman un idioma. Un “guapa” puede ser un insulto, una provocación, una reprimenda o un halago. “Gorda”, puede ser un adjetivo, un sobrenombre cariñoso o una falta de respeto. Hay niveles y hasta el menos avispado los pilla.
Con Glenn Jones pasa lo mismo; los niveles de lectura son infinitos. Detrás de ilustraciones en principio sencillas y absurdas, este diseñador de Auckland (Nueva Zelanda – invítanos, porfi) e instalado en Texas (EEUU – invítanos, más, porfi) construye verdaderas muestras de ingenio. Desde instagram al más allá.
 —
wwe
 —
Economist_tshirt
 —
penske1_640
 —
Captura de pantalla 2016-05-02 a las 10.05.10
 —
Captura de pantalla 2016-05-02 a las 10.04.47
 —
Captura de pantalla 2016-05-02 a las 10.12.09
 —
Captura de pantalla 2016-05-02 a las 10.11.59

MUOKKAA: BRILLI-BRILLI EN LOS OJOS

Desde 2010, nos pasamos unas cuantas horas diarias enganchados a Instagram, ya sea para subir nuestros selfies enseñando pechamen, para dar envidia de las 8 napolitanas que estamos a punto de comernos o para promocionar nuestro trabajo ante un público cuya procedencia va desde el pueblo más perdido de La Rioja hasta la ciudad más cool de Europa. También “gastamos” unas cuantas horas cotillenado todo eso que nos aparece en el muro; el entretenimiento está asegurado sigas lo que sigas, tetas, culos o arte. Arte en instagram es el caso de Muokkaa. Este diseñador salmantino afincado en Madrid se lo curra y cada post suyo nos fríe las retinas de tanto buen gusto; hace que nos entren ganas de aprender 3D. Fart para todos, amigos.

YOROKOBU_CONTRAPORTADA_BEHANCE1

PORTADA-YOROKOBU-CMYK

FARTweb

CUADRICULAcompleta

MEMPHIS-NUMBERS

FORTUNE-2

MERRY-CRESMAS

TRISTAN BAGOT: MEJOR QUE VAN GOGH

Poco queda por añadir; utilizamos los titulares de una forma bastante peculiar (os recordamos el de “Leta nos da envidieta”), pero es que lo dicen todo, resumen más que tú cuando tus padres te preguntan qué tal lo pasaste la noche anterior y, además, acaba de empezar la semana. Tristan Bagot nos encanta; vive en París, diseña de rechupete y sabe utilizar la cámara y su objetivo. Tristan, invítanos a ver la Torre Eiffel, posamos ante tu objetivo y nos hacemos amigos, ¿te parece?

tristan_bagot_graphic_design_photography_lamondamagazine_3

tristan_bagot_graphic_design_photography_lamondamagazine_2

tristan_bagot_graphic_design_photography_lamondamagazine_7

tristan_bagot_graphic_design_photography_lamondamagazine_6

tristan_bagot_graphic_design_photography_lamondamagazine_5

tristan_bagot_graphic_design_photography_lamondamagazine_4

MY NAME IS WENDY: ¿VALE?

Ya iba siendo hora de un poco de inspiración gráfica después de tanto bodegón colorido y tanta foto bien hecha, ¿verdad? Os presentamos a Carole Gautier y Eugénie Favre, aka My Name Is Wendy, aka diseño gráfico y dirección de arte con aires de baguette y croissant parisino. El diseño y el estilo del sello Wendy se adapta a cada cliente provocándole algo parecido a un brote de síndrome de Stendhal; el exceso de belleza y savoir-faire nos deja más pasados que el maquilaje de Boy George. Ya hemos decidido el nombre de nuestra futura hija. Pista: empieza por Wen y termina por dy.

mynameiswendy_graphic_design_studio_lamondamagazine_1

    mynameiswendy_graphic_design_studio_lamondamagazine_6

mynameiswendy_graphic_design_studio_lamondamagazine_5

mynameiswendy_graphic_design_studio_lamondamagazine_3

mynameiswendy_graphic_design_studio_lamondamagazine_2

LORENZO DI COLA: ESE LUGAR LLAMADO INTERNET

Internet debería ser catalogado como un país más en el mundo; una patria sin lugar físico pero donde se comparte un idioma, unos ideales, unos habitantes y una cultura. De la misma forma en la que antes las corrientes artísticas podían casi delimitarse a un país, el territorio internet también se ha hecho con su propio lenguaje visual.

Lorenzo Di Cola es un ejemplo perfecto. Sus bodegones y su colorido, su utilización del absurdo y su calidad estética son aquello con lo que la nueva corriente visual en internet está convirtiéndose en un discurso aparte. Bocata di cardinale de este diseñador gráfico italiano para nuestros ojos, amigos.

lorenzo_di_cola_photo_graphic_studio_lamondamagazine_2

lorenzo_di_cola_photo_graphic_studio_lamondamagazine_8

lorenzo_di_cola_photo_graphic_studio_lamondamagazine_6

lorenzo_di_cola_photo_graphic_studio_lamondamagazine_5

lorenzo_di_cola_photo_graphic_studio_lamondamagazine_4

lorenzo_di_cola_photo_graphic_studio_lamondamagazine_1

lorenzo_di_cola_photo_graphic_studio_lamondamagazine_7

MAU MORGÓ: DESTACAR EN TIEMPOS MODERNOS

Estamos saturados de imágenes, textos, vídeos, audios. Somos hijos del código binario, somos seres controlados por máquinas, nativos digitales y, como personas, extraordinarias. Es difícil destacar en estos tiempos porque, hay tantas cosas que mirar, que al final ya no te acuerdas de lo que has visto y lo que no. No es una época fácil para la fama, pero sí para la creación; recibimos millones de aportaciones y herramientas que nos permiten explayar nuestra creatividad y  desarrollarla de manera libre.

Quizás éste es el caso de Mau Morgó; puede que él se haya aprovechado rápido de esto, mientras que los otros nos quejamos de que  “ya todo está hecho”. Mau, que no Mahou, es un diseñador gráfico graduado por Eina y artista visual de pies a cabeza. Es puro movimiento, difuso pero claro a la vez. Últimamente le vemos en mogollón de conferencias, charlas, premios, festivales de música y arte porque es un genio de lo multimedia y las artes visuales.

Morgó dota a sus obras de una atmósfera oscura y misteriosa que nos deja boquiabiertos. Ha trabajado para diferentes proyectos internacionales y ha dirigido diversos videoclips de grupos de la talla de Cut Copy o Spoon. Morgó es uno de esos artistas que se merece tanto el don de la creación como la fama.

mau morgo art graphic lamondamagazine

mau morgo art graphic lamondamagazine

mau morgo art graphic lamondamagazine

mau morgo art graphic lamondamagazine

mau morgo art graphic lamondamagazine

LOBULO Y SU SANTA PACIENCIA

Aparte de que su nombre artístico nos parece fabuloso, Lobulo es uno de los mejores ejemplos del saber hacer, del gusto y de la paciencia, eso que cualquier alma creativa necesita para poder afrontar todos los días del calendario (del chino también) con positivismo y arcoiris en los ojos. Maneja las manos a las mil maravillas, utiliza los materiales con mucho esmero y termina sus obras con un acabado más que espectacular… y el resultado son nombres como Google, CocaCola, Converse o New Era en su lista de clientes. Todo real, todo físico, todo en volumen; Lobulo tiene magia en las manos.

lobulo_paper_design_graphic_product_lamondamagazine_7

lobulo_paper_design_graphic_product_lamondamagazine_6

lobulo_paper_design_graphic_product_lamondamagazine_5

lobulo_paper_design_graphic_product_lamondamagazine_3

lobulo_paper_design_graphic_product_lamondamagazine_2

lobulo paper design graphic product lamondamagazine

Erin O’Keefe – Muerte a las flores

Cuando oímos el apellido O’Keeffe, rápidamente lo relacionamos con las pinturas de la artista norteamericana obsesionada con las flores, las conchas y cualquier otro símil con el que representar coños policromáticos en grandes lienzos. Sin embargo, parece que este imaginario visual va a cambiar en los próximos años, ya que se está alzando en el terreno de la fotografía la figura de Erin O’Keefe, quien nos presenta una serie de imágenes llenas de ilusiones ópticas dignas de Yaacov Agam o de los maestros del trampantojo barroco. Sets fotográficos con perspectivas imposibles, estampados chillones y colores flúor que crean unas composiciones con cierta sensación de caos. Con sus instantáneas, la artista pone en relación fotografía y escultura, como vemos en las series “Collections” y “Things Fall Apart”, donde retrata distintas construcciones hechas a partir de retazos de imágenes. Series con un fuerte componente teórico que dejarían pasmado hasta al más erudito de los comisarios. Apartad las pinturillas de flores de la O’Keeffe de Wisconsin, aquí llega la figura que renovará el desgastado mundo de los sets fotográficos.
erin o'keefe art graphic illustration lamondamagazine
erin o'keefe art graphic illustration lamondamagazine
erin o'keefe art graphic illustration lamondamagazine
erin o'keefe art graphic illustration lamondamagazine
erin o'keefe art graphic illustration lamondamagazine